Alberto Arenas, Luis Felipe Céspedes, Aurora Williams y Máximo Pacheco son los nombres elegidos por Michelle Bachelet para conducir la economía de Chile en los próximos cuatro años.

Arenas será ministro de Hacienda Céspedes de Economía, Williams tendrá la cartera de Minería y Pacheco la de Energía.

Hay consenso en que esos cuatro ministerios serán los claves para el manejo  económico durante el segundo paso por La Moneda de Bachelet.

Arenas (PS) en Hacienda tendrá la responsabilidad de diseñar e implementar la reforma tributaria y asegurarse que la economía mantenga sus balances estructurales justo en momentos en que se está desacelerando, los ingresos fiscales de la minería caen y los recursos serán menores.

El economista de la Universidad de Chile fue Director de Presupuestos durante el primer gobierno de Michelle Bachelet y estuvo en el directorio de Codelco y Canal 13. Es unos de sus asesores más influyentes y fue el jefe programático en la campaña presidencial de 2013. En el camino quedaron nombres como Mario Marcel, José De Gregorio y el propio Eyzaguirre, quien llegó a la cartera de Educación.

Arenas prometió que el proyecto de ley de la reforma tributaria “se enviará al Congreso en los 100 primeros días de gobierno”.

Céspedes (DC) en Economía tendrá la responsabilidad de estudiar medidas destinadas a impulsar la productividad económica, que en los últimos años no ha logrado repuntar. Además, el futuro ministro adelantó que trabajará en tomar medidas que permitan abordar el retraso que hay en materia de innovación y desarrollo tecnológico en el país.

Doctorado en Economía de la Universidad de Nueva York y egresado de la escuela de Ecomía y Administración de Negocios en la Universidad Católica de Chile, fue coordinador de políticas económicas y asesor económico jefe en el Ministerio de Hacienda durante el primer paso de Bachelet por la Moneda, cuando dirigía las finanzas Andrés Velasco. Anteriormente, fue gerente de Investigaciones Económicas en el Banco Central de Chile. Su vínculo con Velasco continúa, de hecho lo acompañó en el lanzamiento de su movimiento político, Fuerza Pública.

Aurora Williams en Minería tiene al sueldo de Chile en sus manos. Codelco queda bajo su tutela en momentos en que la minera estatal enfrenta mayores costos y una baja en la ley de sus minerales, lo que se transforma en menores utilidades y recursos para las arcas fiscales.

Williams (PRSD) fue seremi del Ministerio de Obras Públicas durante el primer gobierno de Michelle Bachelet. Hasta ahora era gerenta de administración y finanzas de Antofagasta Terminal Internacional (ATI), la concesionaria ligada a la familia Urenda que opera en la misma ciudad del norte.

Máximo Pacheco (cercano al PPD) quizás tendrá el desafío más grande en Energía: Chile tiene uno de los costos más altos del mundo y eso le está pasando factura a las empresas. Hay grandes proyectos en el congelador y otros tantos de miles de millones de dólares paralizados por órdenes judiciales. Tendrá que lidiar con el tema de HydroAysén. Tiene fuertes vínculos tanto en la izquierda como en el gran empresariado. Pariente lejano de la familia Matte, controladores de Colbún, y amigo de Andrónico Luksic. Ex alto ejecutivo de Copec y la gigante norteamericana International Paper.

 

Vía El Mostrador